La academia Ainhoa por Josune López

 

Desde muy pequeñita, Ainhoa, apuntaba maneras. Así que, cuando cumplió 6 añitos la llevé a la academia de Pilar Peña, en Hondarribia. Desde el primer día se intuía que bailar iba a ser su afición, su vocación  y, al final, su profesión.

En la academia de Pilar descubrió la danza Jazz. Unos años después estuvo haciendo ballet clásico. Recuerdo que salía de la clase de ballet con los pies en carne viva por las zapatillas de puntas. A mí se me hacía un nudo. Sufría teniendo que curarle los pies pero ella no se quejaba, todo lo contrario.

Se fue haciendo mayor y su interés por la danza aumentó. Se fue a Londres y después a Bilbao, en donde comenzó a dar sus primeros pasos como profesora. Cuando volvió ya tenía claro que se quería dedicar a dar clases y empezó a trabajar en varios sitios. Con su moto se recorría Irún, de un lado a otro. Con su traje de agua, en esos duros días de invierno, mojada y helada pero con un ánimo y una ilusión inigualable.

Cuando, por fin, tomó la decisión de abrir la academia, los nervios y el miedo ante una perspectiva incierta, los cubría con su entusiasmo, su sonrisa y con ese don que tiene para atrapar a todos los que le rodean.

Durante estos 10 años que lleva con la academia no ha dejado de ir a escuelas en Londres, París, Madrid… y lo seguirá haciendo para estar al día, por y para sus alumnos.

Los carnavales y los festivales de fin de curso son el mejor escaparate para Ainhoa. Cada año aumenta el número de participantes en los desfiles y hasta los padres empiezan a animarse. Algo que a Ainhoa le hace mucha ilusión y de lo que se siente muy orgullosa.

No puedo dejar de aprovechar esta oportunidad para decir que nunca podré agradecer lo suficiente a todos los padres que han depositado su confianza en Ainhoa, a todos los niños que han pasado o están en la academia, a todos los que han crecido en la academia y ya se han convertido en jóvenes y a todos los que han dejado de ser jovencitos pero tienen el mismo ánimo y las mismas ganas de siempre.

Permitirme que, en mi agradecimiento, tenga una mención especial a las personas que son incondicionales, siempre dispuestas a echar una mano en todo y que ya forman parte de nuestra familia.

Este año se celebra nuestro 10º aniversario y me gustaría que supierais que en el desfile de carnaval os tendremos presentes a TODOS.

Te quiero Ainhoa!!!

Firmado por: una orgullosísima madre.

Ainhoa_Jae

14 thoughts on “La academia Ainhoa por Josune López

  1. Felicidades a las dos. Madre e hija, por quereros tanto, y por ese esfuerzo y alegría que denota lo que he leído.
    Los sueños se cumplen, con alegría y con trabajo.
    Enhorabuena por esos 10 años, y por todos los que os quedan, y gracias por contarnoslo.
    Un abrazo
    Reyes

    • Que bonito Reyes. LLevo unos días con muchas emociones y estoy muy sensiblera, pero de alegría. Es un orgullo para mi tener dos hijas como las que tengo y no me canso de decirlo. Vamos que lo iría gritando por la calle. Un beso enorme y muchas gracias por estar SIEMPRE y apoyarnos en todo.

  2. Felicidades por estos primeros 10 años de la Academia. Y enhorabuena por tu artículo Josune, gracias por compartirlo y transmitirnos ese teson, un abrazo y muchos éxistos!

  3. Ante todo felicidades por esa carta que nos ha puesto los pelos de punta y como no con alguna lagrimita….os dedicamos esta frase que aunque es larga el final es lo mejor:
    Si no puedes ser pino en la cima de una colina, se maleza en el valle…..pero sé maleza mejor junto al torrente; sé arbusto si no puedes ser un árbol…Si no puedes ser camino real sé atajo….Si no puedes ser el sol, sé estrella….No vencerás por el volumen, sino por SER EL MEJOR DE LOS QUE SEAS….
    Seguir siempre así. Besitos.

Leave a Reply